redes sociales

Y por fin llegó

Dicen que cada uno es un mundo, que todos somos diferentes y cuanta razón tienen.

Cuando descubrimos que Marc estaba en camino, yo sonreí pensando en los 9 meses que tenía por delante, esas 40 semanas que con Pol habían sido un paseo y que pensaba disfrutar al máximo sin los miedos de una madre inexperta primeriza.

semana-29

Pero Marc resultó ser un bebé impaciente. Decidió desde el principio que el mundo de fuera era un lugar maravilloso y por mucho que yo le explicaba que dentro se estaba calentito y que tenía que esperar, no había manera de convencerle.

semana-28


Él pataleaba y se movía sin parar y mi cuerpo generaba contracciones a diestro y siniestro que me mandaron directa al reposo absoluto. Varias visitas al hospital y alguna ayudita externa consiguieron convencerle en el último momento de que cómo en la barrigola de mamá no se estaba en ningún sitio.

Tanto, que llegado el mes de Junio decidió relajarse, las contracciones desaparecieron por arte de magia y la semana 40 pasó de largo, igual que la 41 y el peque seguía jugando al futbol tranquilo dentro, sin ninguna gana de salir fuera

semana-38

Decidí tomármelo con calma, relativa. Pensé que ningún niño se queda para siempre en la barriga de su mamá y que ya llegaría el momento de tenerlo en brazos.

semana-39

Me monté mi cuenta atrás personal y cada día retrataba mi barriga todo lo que las naúseas y las contracciones no me habían dejado hacer todos los meses anteriores.

semana-40

Viví el mes de Junio como una especie de luna de miel con mis dos chicos.

Hubo cenas románticas de dos, tardes largas de juegos, primero de tres y luego de cinco, ratos de no hacer nada, largas conversaciones entre hermanos hasta caer rendidos del cansancio, paseos y excursiones.


dormido

Aunque no podíamos esperar para verle la carita, quería disfrutar de los últimos momentos de familia de 3 y mamá de 1, esos momentos que se iban y que no iban a volver.


semana-41

El 27 de Junio, cuando estaba a punto de irme a la cama cómo otro día cualquiera, volvieron las contracciones como por arte de magia. Marc el impaciente había decidido que venía y no pretendía esperar.

No más de una horita nos dio para presentarse, lo justito para llegar al hospital, pero no lo suficiente para ponerme todos los cables o dejarle tiempo al anestesista a plantarme la epidural.

Y no importó. Porque él quería venir y nosotros estábamos allí para recibirle. Y así, en un segundo, nos convertimos en una familia de cuatro.

marc

¡Bienvenido Marc. No sabes la de aventuras que nos quedan por vivir.!

+1

16 comentarios:

  1. Muchiiiiisimas felicidades!!! Me alegro de que todo haya ido bien!

    ResponderEliminar
  2. Enhorabuena!!
    Es un placer volver a leer vuestras aventuras. Y ahora que sois cuatro, será aún mejor.

    ResponderEliminar
  3. Qué mono, disfrútalo mucho. Los momentos más bonitos de mi vida (hasta ahora claro) fueron cuando mi niño con dos añitos ejercía de hermano mayor con su hermana, bufff me emociono y todo al recordarlo. Lo que te queda por vivir no tiene palabras. un beso.

    ResponderEliminar
  4. Enhorabuena! Es un bebé precioso, espero que hayas disfrutado mucho de estos primeros meses, nos encantará acompañarte en los que están por venir!!

    ResponderEliminar
  5. No sé si ha llegado mi comentario...

    ResponderEliminar
  6. ¡Ay! el anterior no había llegado :-S

    Te decía que me suena, y mucho, eso de contracciones contracciones y luego espera y más espera... lo he vivido no una, ni dos, ¡sino tres veces!!!

    Pero lo importante es que lleguen y lleguen bien, y Marc es un hombrecito precioso!! Te decía tb que me ha encantado leerte y ver las fotos de tu barriga esos días, hasta el punto de que me hayan entrado ganas de volver a tener una barriga yo (jijiji como me oiga mi marido...)

    Besazos!!

    Mar

    ResponderEliminar
  7. ¡Conchi!

    Que hermosa historia, me encantaron tus fotos, son hermosas, espontáneas, llenas de cotidianidad.
    Bienvenido el nuevo bebé, tiene una familia maravillosa.

    Un beso a los tres.

    ResponderEliminar
  8. Yay!!!!! Es guapísimo!!! Nos alegramos un montón por vosotros! Un beso muy fuerte de los 3!!!

    ResponderEliminar
  9. felicidades ! , acabo de llegar a tu blog y me encanta , que bonitas tus fotos y que bien cuentas las cosas
    te leo ;)

    ResponderEliminar
  10. Muchísimas felicidades!!! Muy guapo Marc!!
    Una familia de 4 guapos!
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Pero que bien lo cuentas todo! En palabras y en fotos.

    A mi la segunda se me retraso dos semanas y fue un infielno... más que nada que como el primero se adelantó una semana, yo daba por hecho que la segunda saldría una o dos semanas antes, asi que para mi fue un mes extra de embarazo. BUff!

    http://mykitschworld.blogspot.com.es
    Y ahora que no creo que vuelva a tener barriga siento nostalgia de ella...

    ResponderEliminar
  12. Bienvenido pequeño Marc, una gran familia. Enhorabuena.
    Ana.

    ResponderEliminar
  13. Enhorabuena familia!!! Unas fotos preciosas. Un abrazo!

    ResponderEliminar

No hay nada que más me gusta que saber quién hay al otro lado.
Gracias y bienvenidos!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...